Wikén: "Dos pizzerías infalibles"

Son ricas. Muy ricas. La masa: de textura perfecta. Los ingredientes: frescos y sabrosos. Por algo se han convertido en las favoritas de sibaritas, pizzadictos y críticos.